Inicio > Blog > 5 Estrategias para mejorar el posicionamiento SEO de tu web multilingüe
Articulos Traducción Marketing

5 Estrategias para mejorar el posicionamiento SEO de tu web multilingüe

Lectura: 6 minutos

web multilenguaje

Todos sabemos lo complejo que puede ser conseguir un buen posicionamiento por búsquedas orgánicas. Esta tarea se complica aún más si se trata de un sitio web multilingüe, es decir, un sitio web traducido a varios idiomas.

Para llegar a nuestro público objetivo deberemos trabajar el posicionamiento de nuestro sitio web. Un buen posicionamiento SEO hará que nuestra página web pueda aparecer entre los primeros resultados de los motores de búsqueda, lo que generará más oportunidades de ser encontrados por los consumidores. 

Pero, ¿en qué consiste exactamente el SEO? ¿Cómo se mejora el posicionamiento de una web multilingüe?

Para responder a  esto, primero explicaremos un poco más en profundidad cuáles son las mecánicas mediante las que trabaja la Search Engine Optimization (SEO).

El posicionamiento SEO es el acto de persuadir a los motores de búsqueda para que recomienden tu sitio web por encima de otros y, de esta forma, conseguir que la página sea vista por un mayor número de usuarios. La relevancia de tu sitio web ante los motores de búsqueda es tan importante como la calidad del contenido que ofreces a los usuarios. Sin contenido de calidad no hay relevancia, y a la inversa, sin relevancia, el contenido de calidad queda invisible. 

A la hora de optimizar el SEO de una web multilingüe existen estrategias diferentes a las que se llevarían a cabo si se tratara de un sitio web monolingüe. Al igual que en el proceso comunicativo necesitamos adaptar el idioma de los receptores, en el posicionamiento SEO hay ciertos factores que también necesitan una adaptación.

¿Sabrías definir una estrategia de SEO Internacional para tu web multilingüe? 

¡No te lo pierdas! A continuación te lo contamos todo. 

1. Investiga el mercado de destino y a tu competencia

Antes de comenzar, lo primero y fundamental es asegurarte de que tu negocio pueda funcionar en los mercados nuevos a donde quieres lanzarte. Sabemos que la expansión a otros países suele conllevar un crecimiento empresarial; sin embargo, si tu modelo de negocio no tiene una buena acogida, ¿tiene sentido la expansión? 

Expresado de un modo más coloquial, podríamos plantearnos la pregunta de: “¿se le puede vender hielo a un esquimal?”

Como ya sabes, al expandir una empresa a nuevos mercados no solo debe tenerse en cuenta el idioma. Conocer la cultura de la sociedad meta es básico para adaptar adecuadamente nuestra oferta al target. Lo que puede ser una idea maravillosa en Francia, puede tener una terrible acogida en Alemania. Para cerciorarte de que realmente tendrás éxito, es fundamental que estudies el mercado de destino, a tu competencia en el lugar, a la sociedad meta, etc.

2. Define el buyer persona de tu web multilingüe

El segundo paso es vital: definir a tu buyer persona. 

O dicho de otro modo, ¿a quién va dirigido tu producto o servicio? 

¿Qué es un buyer persona?

Tu buyer persona es una definición de tu cliente ideal. Crear un buyer persona es un ejercicio muy útil que te permitirá concretar el perfil de tu cliente objetivo para identificar mejor sus necesidades y así adaptar la estrategia de venta de un modo más preciso.

No es inusual que una misma empresa tenga como objetivo distintos buyer persona. Tu producto o servicio puede servir para satisfacer diferentes necesidades de diferentes secciones del público, así que es importante considerar los distintos perfiles para dirigirnos acertadamente a cada uno de ellos. 

Esto adquiere mayor relevancia si tenemos en cuenta a tu buyer persona o personas de los nuevos mercados de destino. 

Un cambio de idioma implica cierto cambio cultural y el perfil de tu cliente ideal en tu mercado de origen no tiene por qué coincidir con el del mercado de destino

Deberás investigar el nuevo mercado, y a tus consumidores potenciales y su comportamiento, para crear un perfil realista del buyer persona y adaptar tu estrategia de contenido multilingüe.

3. Crea contenido específico para tu web multilingüe

Siguiendo con el punto anterior, te planteamos la siguiente pregunta:

¿Es efectivo ofrecer el mismo contenido a diferentes buyers personas?

Como veíamos antes, la forma de impactar adecuadamente en el target de destino será ofreciéndole contenido personalizado y adaptado. Si el contenido de tu sitio web es multilingüe, dotarlo de un toque singular para cada mercado captará de manera más efectiva el interés de ese público.

El contenido de un sitio web es mucho más que el texto que aparece en las páginas. Todos los elementos que componen su estructura deben  valorarse y adaptarse al público que lo va a visitar.

Deberás tener en cuenta las preferencias de tus usuarios en cada mercado meta. Si algo podemos sacar en claro de todo esto, es que una traducción literal de tu web no será suficiente para alcanzar tus objetivos, tendrá que ser una traducción que encaje en ese entorno sociocultural. 

Y esto es lo que te permite una web multilingüe. 

4. Pon atención en la traducción SEO

Cuando hablamos de mejorar el posicionamiento SEO de una web multilingüe, nos referimos a un paso básico e ineludible: la traducción SEO. 

En nuestro artículo “SEO Internacional: los errores más comunes al posicionar tu web en otros países” ya dimos a conocer cuáles son los principales errores que se cometen al trabajar con un sitio web multilingüe.

Como comentábamos al comienzo del artículo, el SEO es nuestra principal herramienta para posicionar la web en los mercados de destino, ya que trabaja para ganar la preferencia de los motores de búsqueda sobre otros competidores.

Para que los contenidos traducidos de nuestra web y nuestro blog se posicionen de la misma forma que el contenido original de nuestro sitio, debemos cuidar la traducción de todos los elementos relacionados con el SEO.

Aquí se incluyen varios puntos a los que debes prestar atención:

  • Traduce el contenido de forma amigable para el lector: traducir tu web únicamente mediante un plugin de traducción automática puede hacer que los textos parezcan mecánicos y difíciles de entender. Tienes que tener en cuenta la naturaleza y complejidad de tu contenido, ya que esto determinará el método y herramientas de traducción más adecuadas para tu proyecto.
  • Selecciona las keywords o palabras clave  que buscan en internet tus clientes objetivos del mercado de destino y no solo traducir literalmente las originales. Una palabra clave en el idioma de origen puede tener más de una alternativa en el idioma de destino. También puede ocurrir lo contrario, que tengamos palabras alternativas en el idioma de origen a las que corresponde una misma traducción.
  • Traduce los metadatos del texto: esto abarca las keywords, títulos, metadescripciones, URL, textos alternativos de las imágenes, etc. Todos estos datos no tan visibles son muy influyentes para el SEO, no traducirlos como es debido penalizará gravemente el posicionamiento de tu web multilingüe.
  • Adapta la estrategia de interlinking a las páginas en distintos idiomas: los enlaces internos deben sustituirse por los enlaces traducidos de tu web, así como los enlaces externos, que tienen que cambiarse para que apunten a dominios en el mismo idioma.
  • Genera adecuadamente los sitemaps: el sitemap es un índice que tiene la función de ayudar a los motores de búsqueda a entender cómo se distribuye el sitio web y la relación que tienen las diferentes páginas interiores que están dentro del mismo dominio. Este código debe generarse correctamente a partir del contenido traducido, para esto es importante una buena traducción de la web. Es importante para que los buscadores otorguen mayor relevancia a tu sitio web en función de la región geográfica en la que se realizan las búsquedas.

Guía: ¿Por qué traducir un blog o una página web?

5. Contrata a una agencia especializada en traducción SEO

Si has llegado hasta aquí, probablemente tienes muchas preguntas rondándote por la cabeza ahora mismo. 

¿Traducción SEO? ¿Metadatos? ¿Traducción del Sitemap? ¿Buyer persona?

Es posible que conozcas estos términos, o que tengas  una idea de la mayoría de ellos, pero, ¿cómo aplicamos todo esto de forma sencilla para mejorar el posicionamiento de una web multilingüe?

Que no basta con solo traducir literalmente un sitio web es algo que ya entendemos claramente.

Efectivamente, el SEO es la base de cualquier estrategia de marketing digital y es necesario trasladarlo y adaptarlo a cada idioma para  conseguir que nuestra web multilingüe atraiga y convierta a los clientes adecuados.

Por este motivo, la mejor opción siempre será contar con profesionales expertos que puedan entender y adaptar la estrategia según la magnitud o complejidad de tu proyecto.

En definitiva, no subestimes la correcta localización de tu sitio web. Sigue estas 5 estrategias clave para favorecer tu posicionamiento y confía en una agencia especializada en SEO para que no solo traduzca, sino que también se adapte a los requisitos de tu estrategia.

Si aún tienes dudas, no olvides pasarte por nuestro blog. Allí encontrarás toda la información que necesitas y más. ¡Estaremos encantados de ayudarte!

Compartir página facebook twitter pinterest

Artículos relacionados

icon-CTA-SUSCRIBTETE-BLOG

¿Quieres comunicar tu mensaje en cualquier idioma y con las herramientas más avanzadas?

Descubre los mejores trucos y consejos en nuestros artículos escritos por profesionales expertos en traducción y servicios TIC.

¡Suscríbete a nuestro blog!